Recogida "Puerta a Puerta" pionera en Barcelona.

El Casco Antiguo de Sarriá presenta un escenario idóneo para iniciar el despliegue del primer sistema de recogida puerta a puerta de residuos en toda la ciudad de Barcelona
 
Se trata de un sistema pionero que lidera la estrategia de Residuo Cero en la ciudad de Barcelona y que se equipara al utilizado en grandes ciudades europeas y municipios catalanes, suponiendo además una mejora de la calidad del espacio público para los vecinos:
  • Más espacio público libre como consecuencia de la retirada de los contenedores de la calle.
  • Mejora del mobiliario urbano por la instalación de nuevas papeleras con tapa para los residuos de pequeño formato.
  • Calles y plazas más limpias.
  • Mejora de la calidad de los residuos recogidos en todas las fracciones y, en especial, los que provienen de la materia orgánica (reducción de impropios).
  • Mejora de la calidad del aire así como de la disminución de los niveles de ruido.

El despliegue del sistema de recogida puerta a puerta consta de tres fases:

  1. La primera contará con sesiones informativas y de participación, que se inician a mediados de octubre de 2017 y se irán convocando hasta el mes de diciembre. En esta primera fase ya funcionará la Oficina Permanente de atención a los vecinos, y los informadores ambientales participarán en algunos actos.
  2. La segunda fase consistirá en la campaña de comunicación, a partir de enero de 2018, en que se distribuirá el material necesario: cubos, bolsas de basura, material divulgativo, etc.
  3. Está previsto que el sistema de recogida puerta a puerta se ponga en marcha el 19 de febrero de 2018.
sm colabora activamente en esta campaña Puerta a Puerta, organizando las sesiones informativas y de participación, aportando los conocimientos y la experiencia de los informadores ambientales necesarios para fomentar la participación de la ciudadanía. Además, dentro de la campaña de comunicación, es distribuirá el material necesario como los cubos de orgánica, bolsas de basura, material divulgativo (guía e imán) y se realizará una campaña puerta a puerta explicando a los ciudadanos el funcionamiento del nuevo sistema.
 
Funcionamiento del servicio
Los residuos que se generan en los hogares son separados previamente y depositados en la calle según el modelo de recogida instaurado. Indistintamente del modelo de recogida de los residuos, las fracciones a separar son:
  • Residuos orgánicos: restos de carne o pescado, flores secas, tapones de corcho, cáscaras de huevo o marisco, papel de cocina, etc.
  • Reciclables (plásticos + metales): garrafas de agua, bolsas de plástico, latas de bebidas, chapas, papel de aluminio, bandejas de porexpan, platos y vasos de plástico, cables de acero pequeños, chinchetas, etc.
  • Envases de vidrio: botellas, tarros de vidrio, etc.
  • Envases de cartón y papel: cajas de cartón, periódicos, revistas, etc.
  • Rechazo: colillas, restos de barrer, algodón, bolígrafos, etc.
  • Residuos sanitarios: pañales, compresas, excrementos de animales, etc.
Implicación ciudadana
La colaboración de la ciudadanía en la recogida puerta a puerta de residuos es clave para conseguir todos los beneficios previstos. En este sentido, es necesario que los vecinos tomen el compromiso de utilizar correctamente el sistema implantado y fomentar el orgullo de ser el primer barrio en implantarlo.
El sistema de recogida puerta a puerta implica nuevos hábitos para el ciudadano, ya que debe cumplir con el día indicado para sacar la fracción acordada de los residuos, así como en el horario de bajar la basura (de 20 a 22 h) y el recoger los cubos comunitarios o comerciales (antes de las 10 horas del día siguiente).
Además, se debe llamar previamente para solicitar el servicio de la recogida del resto de poda, la recogida de los residuos sanitarios se hace cuatro días a la semana, la recogida comercial de la materia orgánica se extiende a todos los bares y restaurantes de la zona y los envases o frascos de vidrio se han de llevar el contenedor de color verde.
 


Áreas de aportación
Las áreas de aportación de emergencia tienen la finalidad de poder dar una alternativa para entregar residuos. Este servicio complementario se llevará a cabo los días que no haya ninguna recogida prevista y el servicio funcionará en horario de mañana.
El servicio está formado por un vehículo itinerante con diferentes horarios y ubicaciones dentro de la zona: en la plaza Artós (de 8 a 10 h), en la plaza San Vicente (de 10.30 a 12 h) y en la plaza de la Villa (de 12.15 a 13.45 h).
 

Incumplimientos
El cubo de materia orgánica lleva un chip identificador, al igual que las bolsas translúcidas de los reciclables (plásticos + metales). También está previsto identificar aquellas bolsas o cubos dejados fuera de los días / horas de recogida, y se hará mediante un adhesivo de "bolsa o cubo dejado incorrectamente".
Durante la campaña informativa del despliegue de la recogida puerta a puerta y hasta que se comunique oportunamente, no se prevén sanciones para los incumplidores.

 
Ver más noticias